Skip to content

El fracaso europeo del Manchester City

8 diciembre 2011

Constantemente escuchamos que el dinero no da la felicidad, pero la compra. Roberto Mancini no pensará lo mismo. El Manchester City se ha despedido de la Champions League tras hacer una fase de grupos irregular. Las idas y venidas no se centraban en el juego sino en los resultados: tres victorias, un empate y dos derrotas que nada tienen que ver con sus números en la Premier, donde se han situado a la cabeza por encima del otro gran eliminado de la noche: el Manchester United.

Agüero/lainformacion.com/Getty Images

Se han jugado toda la temporada a una carta que no dependía de ellos. El partido frente alBayern fue fiel al guión. Se hicieron con el control del partido, del balón y del marcador tratando de asediar al rival en cada jugada. Cada minuto que transcurría se transformaba en un paso adelante hacia el fracaso de gran parte de la temporada. Los alemanes, con pocos de sus jugadores punteros en el campo, decidieron dejarse hacer para que los ingleses se consideraran superiores. Ellos esperarían pacientemente su turno en su territorio, sin prisa. Encerrados atrás con un único punta que ejerciera de faro e incomodara a la defensa citizen en los contragolpes generados. La historia se repetía una y otra vez a lo largo de los noventa minutos: la precisa máquina aniquiladora de jugadas mermaba las intenciones de los chicos de Mancini por anotar. Aunque los goles de Silva y Yaya Touré hacían pensar en el milagro, el buen hacer del Nápoles espantaba cualquier resquicio de ilusión. Los italianos conseguían su merecida plaza en la siguiente fase mientras el City se apeaba con un sabor amargo. Italia, con su fútbol en crisis, mantiene tres equipos en Champions en detrimento de los inventores del fútbol que pierden efectivos.

Con los de Manchester eliminados por sorpresa, el Chelsea sobrevive cuando más se cuestiona su integridad. El equipo de Villas-Boas está a diez puntos del City en el campeonato doméstico y en cada jornada las dudas sobre el equipo se disparan. Entre tanta incertidumbre hay un hombre que destaca: Juan Mata. El español se ha convertido en pocos meses en el jugador de confianza del portugués y principal nexo de unión entre su plantilla. La cara opuesta a Torres, que sigue pasando los minutos en el banquillo pensando cuándo volverá aquel niño que enamoraba a todos con sus goles. Quizás regrese cuando sus propios compañeros confíen en él y sea una de las primeras opciones a las que asistir. Mientras tanto, el resto del conjunto prepara uno de los platos principales de la jornada.Chelsea y Manchester City tienen una cita. Unos llegan con la moral recargada. Los otros quieren hacer bueno su papel en la Premier. Una derrota local en Stamford Bridge supondría empezar a olvidarse de la Liga. Los blues deben ganar pero Mancini necesita tres puntos que suavicen el desastre de Champions.

From → Champions, Fútbol

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: